...un espacio para compartir y aprender ;)

Comunidad global de permacultura

publica tu artículo

 

Menú de usuario

Acceso Usuarios

Inicie sesión para poder enviar artículos, enlaces, eventos...



Estadisticas

Miembros : 22204
Contenido : 2061
Enlaces : 99
Ver contenido por hits : 13389419
PDF Imprimir E-mail

Ajo


Artículos - Plantas medicinales
Viernes, 26 de Septiembre de 2014 00:00
Usar puntuación: / 2
MaloBueno 

Se conoce desde tiempos remotos, habiéndose utilizado por la mayoría de las culturas, desde los antiguos egipcios, romanos, griegos hasta en la misma India u Oriente. Parece ser que su origen se ubica en Asia central, desde donde se entendió ampliamente y se encuentra naturalizado en muchas partes del mundo.

Es una planta perenne de la familia de las liliáceas de hasta 1,5 m. de altura. Hojas planas de hasta 8 mm de anchura . Flores verdosas o blanquecinas, a veces rosadas, muy poco abundantes (algunas veces inexistentes) que sobresalen con su largo pedúnculo sobre una cabezuela de bulbillos.

Es una planta que no debería faltar nunca en la mesa y debería comerse siempre cruda, pues la cocción destruye sus componente esenciales. Se debería comer en ensaladas crudo para no destruir sus propiedades medicinales.

Entre sus componentes activos principales destacan:

- Aminoácidos: Ácido glutamínico, argenina, ácido aspartico, leucina, lisina, valina ...etc.
- Minerales: Principalmente: manganeso, potasio, calcio y fósforo y ., en cantidades menores magnesio, selenio, sodio, hierro, zinc y cobre.
- Vitaminas: Principalmente: vitamina B6, también vitamina C y , en cantidades menores ácido fólico, pantoténico y niacina.
- Aceite esencial con muchos componentes sulfurosos: disolfuro de alilo, trisolfuro de alilo, tetrasolfuro de alilo.
- Quercetina.
- Azúcares: fructosa y glucosa.


Propiedades medicinales del ajo

A) Uso interno:

Circulación: La presencia de componentes sulfurosos, así como la aliína y del ajoeno, la hace muy importante en otorgar a esta planta propiedades antitrombóbitas (no formación de coágulos en la sangre) por lo que resulta muy adecuada para fluidificar la circulación sanguínea y evitar o luchar contra las enfermedades circulatorias siguientes: arteriosclerosis, hipertensión, colesterol, infarto de miocardio, angina de pecho y otras relacionadas con una mala circulación como las hemorroides.

Diurético: Favorece la eliminación de líquidos corporales, siendo muy adecuada en casos de reumatismo, hidropesía, edemas, y vejiga. En caso de gota resulta muy interesante la decocción de 4 dientes de ajo en un litro de agua. Tomar 2 vasos al día.

Bactericida: Por su contenido en compuestos ricos en azufre, es uno de los mejores remedios naturales para combatir procesos infecciosos del aparato respiratorio (gripe, bronquitis, faringitis, etc...), digestivo (putrefacciones intestinales, diarrea, etc...).

Especialmente indicado para calmar la tos de origen bacteriano con funciones de expectorante.(Maceración durante 10 días de medio kilo de ajos machacados en un litro de vino blanco, tomar 3 cucharadas diarias).

Por sus propiedades bactericidas, resulta especialmente indicado cuando el dolor de oídos responde a un infección interna del oído medio. (Comer ajo crudo en ensaladas).

Las propiedades bactericidas del ajo pueden aprovecharse para combatir o prevenir las intoxicaciones alimentarias. También en el tratamiento de la vaginitis u otras infecciones de la vagina.

Digestivo: Favorece la digestión, al estimular el hígado, la vesícula y el páncreas aunque debería evitarse en aquellos casos en que exista hiperclorhidria (acidez estomacal) así como en estómagos delicados, aunque parece tener un efecto positivo en el tratamiento de la úlcera (Tomar crudo o machacado y mezclado con mantequilla).

Antihelmíntico: El ajo ayuda a eliminar las lombrices intestinales, algo muy habitual en los niños pequeños. Igualmente las decocciones de dientes de ajo triturados se utilizan para expulsar la tenia o solitaria.


¿Son buenos los ajos para las úlceras?

Estudios recientes parecen asociar el consumo del ajo con la inhibición del cáncer. Los compuestos azufrados parecen ser los responsables en la lucha contra la aparición de células cancerosas en el estómago, hígado, pecho, etc...

El flavonoide quercetina, por sus efectos antioxidantes, también parece jugar jugar el mismo papel en este sentido. Este mismo flavonoide resulta muy útil para disminuir las reacciones alérgicas producidas por el polen.

Sida: El probado valor bactericida del ajo, así como sus propiedades antioxidantes, podrían ser interesante en la ayuda contra las infecciones que se aprovechan del Sida para aparecer.

B) Uso externo:

Sus propiedades bactericidas la convierten en un buen desinfectante contra las mordeduras o picaduras de animales, especialmente de insectos, así como la mayoría de afecciones de la piel, especialmente infecciosas, como los hongos, llagas, heridas y quemaduras. (Mojar la zona afectada con una gasa mojada en tintura o simplemente frotar la parte afectada con jugo de ajo). También puede utilizarse para combatir la sarna, (frotar la parte afectada con ajo machacado en aceite de oliva), las verrugas (cataplasma de ajo sobre la verruga, sin afectar el resto de la piel) o los callos (cataplasma de diente de ajo machacado con un poco de perejil únicamente sobre la zona afectada, sin afectar al resto de la piel, porque en la piel sana puede producir ampollas).

El ajo en uso externo puede provocar dermatitis por contacto en algunas personas.

Las propiedades bactericidas del ajo se demostraron sobradamente en las dos últimas guerras mundiales, cuando se utilizaba su jugo para desinfectar las heridas de los soldados.

Ardor de pies: Por sus propiedades fungicidas resulta muy adecuado para combatir el ardor en los pies producido por la infección del pie de atleta (maceración de 8 o 9 dientes de ajo en aceite de oliva durante 3 días, aplicar el aceite con una gasa entre los dedos de los pies).

Toxicidad : Dada la capacidad del ajo para hacer más fluida la sangre, deberían tomarse precauciones con los preparados de ajo en las siguientes condiciones:

  • Problemas de sangrado o de coagulación sanguínea.
  • Diabetes.
  • Por su elevado contenido en yodo, no debería tomarse en caso de hipertiroidismo.
  • Embarazo.
  • Ingesta de algunas medicinas para controlar el nivel de azúcar en la sangre y algunos antinflamatorios.
  • El ajo, en uso externo, puede provocar dermatitis por contacto por lo que debe utilizarse prudentemente. Nunca se recomienda este uso para problemas de la piel en niños pequeños.

En todo caso es conveniente consultar con el médico, farmacéutico o dietista en para evitar posibles contraindicaciones. En ningún caso deben utilizarse diferentes preparados de este al mismo tiempo (cápsulas, tinturas, extractos etc...).
Para evitar problemas es mejor tomar este producto de una forma natural.

 

Comentarios  

 
#1 Ramon 12-03-2009 12:03
Hola en mis ultimos analisis que me isieron sali con trigliseridos y colesterol altos y me recomendaron el ajo lo comi por tres dias y note que en el segundo dia me ampeso a doler la caveza a partir del momento que me lo tome y tambien sentia que la caveza y la cara la traia inchada (solo sentia ) y el tercer dia me lo tome de nuevo y senti lo mismo devo desir que lo tome crudo y solo un diente por vez y los suspendi, y quisiera seguir tomandolo porque le tengo fe al ajo pero como po puedo tomar, si me pudieran ayudar se los agradesco infinitamente atte. Ramon
 


Debes registrarte para enviar comentarios.



Hasta hace poco los comentarios estaban abiertos al publico sin registro, pero nos bombardeaban con mensajes de spam en ingles. Lamentamos que tengas que registrarte para poder comentar, aunque solo se tarda un minuto.

 
mantenimiento técnico naujgomez.com